Cómo buscar el primer empleo y no desesperarse en el intento

Cómo buscar el primer empleo y no desesperarse en el intento

Cómo buscar el primer empleo y no desesperarse en el intento, parte 1

Ni los fantasmas, ni los vampiros, ni los hombres lobo, ni Freddy Krueger nos dan miedo ya. La pesadilla de nuestros tiempos es verse inmerso en el remolino de dudas y malos ratos que nos puede causar enfrentarnos a esta pregunta: ¿Cómo buscar el primer empleo sin morir (de miedo) intentándolo? Y es que muchos de nosotros, una vez superada la angustia ante lo desconocido, caemos en los mismos errores de principiante. Todos conocemos a alguien que estuvo a punto de trabajar en una empresa de estructura piramidal, de firmar un contrato con unas condiciones de espanto o de aceptar un puesto que le ofrecían de la forma más ilegal.

¡Buenas noticias! Desde Worktoday queremos regalaros un paraguas que os cubra de todas estas malas experiencias.

Que no cunda el pánico: errar es humano y nadie nace sabiendo cómo buscar el primer empleo y mucho menos en nuestros días, con tantos portales online, redes sociales para profesionales, aplicaciones de búsqueda de empleo y tantas ofertas envenenadas, porque ya se sabe que cuando la situación económica aprieta… siempre hay quien intenta aprovecharse.

¡Que no te cacen!

Cómo buscar el primer empleo: consejos básicos

Déjate de prisas. En realidad, lo más importante a la hora de saber cómo buscar el primer empleo se basa en marcarte unos objetivos a largo plazo. ¿Cómo enfocar estos objetivos? La metáfora es sencilla: es el primer paso de un camino.

Has terminado tus estudios o tu preparación y necesitas saltar al temible mundo del mercado laboral, en algún momento tenía que suceder, pero relájate y plantéatelo como un camino que se bifurca: has estado caminando por un sendero toda tu vida y, de repente, delante de ti aparecen un montón de caminos nuevos por los que puedes transitar, pero probablemente tu primer empleo será el primer paso que te adentrará en uno o en otro.

Por eso es muy importante que pienses bien qué te gusta hacer, cómo te gustaría trabajar, qué te gustaría estar haciendo dentro de 5 años y dónde querrías estar haciéndolo. Para entender cómo buscar el primer empleo, hay que aceptar que lo más importante esta vez no son las condiciones o el sueldo iniciales, sino adónde te puede llevar la senda que escoges.

¡Hazte omnipresente!

Un error muy común que cometemos es subir nuestro currículo a LinkedIn, por ejemplo, y sentarnos a esperar o… más bien a desesperar: “¿Por qué no me llaman para dirigir una empresa, si mi currículo está en una red social?” Amigo, amiga, lo siento, pero eso no suele funcionar.

La clave para saber cómo buscar el primer empleo reside en buscarlo en todas partes. El trabajo de tus sueños puede estar escondido en cualquier plataforma: redes sociales, webs de empleo, Centros de Orientación e Información de Empleo de tu Universidad, servicios públicos de empleo, webs corporativas de empresas concretas, agencias de colocación, colegios profesionales…

¡Abre tu mente, hazte omnipresente! no te cierres ninguna puerta y muévete mucho.

¿Has pensado en enviar candidaturas al extranjero?

Está claro que la mayor parte de nosotros prefiere trabajar en su provincia, cerca de su casa, o por lo menos en su país de origen, peeero -siempre hay un pero- si la situación está muy difícil, llevamos mucho tiempo buscando un trabajo y no tenemos suerte, es recomendable que empecemos a pensar en otras posibilidades.

Si, por ejemplo, tienes la posibilidad de viajar o de vivir fuera de tu país por un tiempo, esta idea puede multiplicar (por cien o por mil) tus oportunidades de encontrar trabajo cuando regreses.

¡Y no solo eso! También le sacarás un partido inestimable a la experiencia…

Las ventajas de irse fuera a trabajar son muchas, no solo a nivel laboral, sino también en lo personal. Aprenderás un idioma, conocerás otra cultura, otros modos de vida, conocerás gente diversa, etcétera.

Obviamente encontrarás dificultades también, sobre todo en un principio porque probablemente el idioma sea un obstáculo y no conozcas a nadie… pero cuando esa situación revierta disfrutarás mucho de la experiencia y volverás enormemente enriquecido.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *